En nuestros días, la música es esencial para el desarrollo del cerebro de los niños además, de los efectos beneficiosos, con el fin de perdurar a lo largo de la vida en aspectos que van mucho más allá de los particularmente musicales. Por ello descubramos el poder de una canción de cuna.

¿Por qué cantar nanas?

Si bien, a los tres meses de gestación el oído humano ya está formado, por esa razón, los sonidos que escuchan los bebés en el vientre materno; desde la voz de los padres hasta los ruidos de fondo, se transforman en sus primeras interacciones con el mundo; ya que la música, esencialmente, brinda una sensación de estar acompañados, favoreciendo en la contribución de calmar a los bebés.

Conjuntamente, libera dopamina, la hormona que producimos cuando sentimos placer; además, nos sorprende, que cuando un bebé está llorando, un modo que emplean los cuidadores a menudo es cantarles; puesto que, la música disminuye el estrés, mejorando el ánimo.

Conmoción sobre el desarrollo

Por ende, el potencial de la música en transformarse en un estímulo de comunicación y de expresión; inclusive antes de poder hablar, puede ser explorado desde antes del nacimiento y mientras la crianza, del mismo modo; la música logra estimular e influenciar tres áreas del desarrollo del lenguaje:

En primer lugar tenemos, el lenguaje infantil; al ayudar al diálogo desde el momento que, las destrezas lingüísticas aún no se han desarrollado por completo; con el fin de enriquecer y expandir el vocabulario.

Por otro lado, el lenguaje corporal, se presenta en gestos espontáneos y auténticos de cada niño; favoreciendo el desarrollo de los músculos al incitarlos al movimiento corporal, a ganar ritmo; equilibrio y explorando sus sentidos, descubre, El porteo, beneficios y su uso correcto.

Del mismo modo, nos encontramos con, el lenguaje emocional, la música podría hacer más sociables a los niños, ya que disfruta de un elemento contagioso que influye sobre mejores, así como mayores interacciones entre ellos mismos, y con los adultos a su alrededor.

Por consiguiente; la relación entre la música y el desarrollo de las destrezas neurocognitivas se han manifestado en diversos estudios; entre ellos, incentiva la creatividad y la imaginación infantil, contribuyendo a la capacidad de escucha; memoria, atención y abstracción, igualmente les ayuda a resolver problemas matemáticos y de razonamiento complejos; te puede interesar, Cómo establecer límites a partir del respeto y la empatía.

La música como inclusión

Por ende, la musicoterapia, siendo el uso de la música de modo controlado con objetivos clínicos, utilizado cada vez más para considerar variadas condiciones médicas desde la infancia, principalmente en niños con discapacidad, dificultades motoras o de lenguaje y trastornos neurológicos o emocionales, Juegos y juguetes de aprendizaje para niños de 2 años.

Por último, comprender que los beneficios de emplear en los primeros años de la infancia son muchos mayores que en cualquier otra época de la vida; donde se debería impulsar a pensar en iniciativas creativas; costo, efectivas y estratégicas con el fin de incluir la música en los programas de desarrollo infantil y de educación temprana; ya que, la música es un lenguaje colectivo que no conoce de edades, su resultado podría hacerse sentir no solo en los niños de cualquier parte del mundo; sino que además, igualmente en sus cuidadores y, lo largo del tiempo, en la sociedad en general.

La música es esencial para el desarrollo del cerebro de los niños, por ello implementemos el poder de una canción de cuna en sus vidas.