El masaje en los bebés experimenta una sensación tanto física como emocional, también permite conocerlo mejor y así captar sus estados de ánimos; esta acción puede desarrollar de forma muy rápida la coordinación motora; aumentando sus reacciones musculares y favorecen que el bebé sea más receptivo, de esa manera reaccione mejor al mundo que lo rodea.

Beneficios de los masajes para los bebés:

  • Permite la regulación y reforzamiento del sistema circulatorio, respiratorio y gastrointestinal
  • Estimula su desarrollo personal
  • Mejora sus defensas, fortaleciendo su sistema Inmunológico
  • Reduce las molestias que puede presentar tu bebé (cólico, congestión nasal o pulmonar)
  • Mejora los patrones de sueño, algunos bebés duermen más de forma profunda y por mucho tiempo.

Tipos de masajes para bebés

Estimulación motriz

Para realizar esta estimulación en las extremidades; debemos colocar al bebé boca arriba y realizar movimientos circulares con las manos como las manecillas del reloj; en los brazos, piernas y articulaciones, Estimulación infantil para una potencialización en cada destreza.

Para el estreñimiento

Esto es muy común en los niños recién nacidos que son alimentados con leche de fórmula; lo que debes hacer es colocar al niño boca arriba masajear el abdomen con tus manos, no olvides colocar un aceite tibio.

Masaje para expulsar los gases

Si tu bebé llora después de ser alimentado puedes ayudarlo a expulsar los gases con un masaje; recuesta al niño sobre su espalda luego con la palma abierta en la altura de su ombligo deslizas muy suave la mano hacia arriba y hacia abajo.

Para quitar los cólicos del lactante

El cólico se produce por una contracción muscular de los intestinos ocasionando un fuerte dolor en la zona; motivos por el cual el llanto del niño, así que colócalo boca arriba y con tus manos en el abdomen realiza movimientos suaves de forma circular, descubre.

Masaje Shantala

Es una técnica que permite la comunicación del recién nacido; esto lo hacemos mediante el tacto que es el sentido principal para que este se encuentre en contacto con el mundo exterior.

¿Cómo lo realizamos?

Lo primero que debemos hacer es sentarnos en el piso con las piernas cruzadas, mantener la espalda recta, colocar al bebé acostado sobre las piernas.

Para iniciar debemos untarnos las manos con aceite o una crema hidratante para el bebé, realizamos movimientos muy suaves, sin ejercer mucha presión; utilizaremos el dedo índice y el del corazón con ellos utilizamos para realizar diversos movimientos a las extremidades de abajo hacia arriba y de izquierda hacia la derecha a un ritmo constante; lento, moderando la presión de los dedos según la zona.

El masaje por el pecho deslizamos las manos muy suavemente del centro hacia los lados, luego colocamos al bebé de lado; nuestras manos suben y bajan acariciando el brazo. Después bajamos hacia la mano tocando desde la base hasta los dedos uno por uno con mucha calma. El mismo procedimiento lo realizas con el otro brazo.

Continuamos el masaje colocando al bebé boca arriba de forma lenta y despacio, masajeamos el vientre presionando haciendo círculos como la manecilla del reloj. Estos movimientos se deben alternar con las dos manos, si el niño tiene problemas con gases esto lo ayudará, 05 maneras de cómo debe dormir un bebé.

Después descendemos a los muslos, ejercemos una presión sobre la piel del bebé, en seguida, deslizamos las manos subiendo y bajando por lo largo de las piernas; nos desplazamos a los talones, por último los pies y los dedos masajeando uno por uno, esto mismo lo realizamos en la otra pierna.

Acostamos al niño sobre su espalda, sujetamos sus piernas, las giramos levemente con movimientos circular y rápido que estimulen el movimiento de los músculos y el abdomen.

Terminaremos con la cabeza acariciando el cabello, las orejas, la nariz, la frente, las mejillas y las comisuras de los labios, mientras realizamos todo esto le hablamos y cantamos al bebé, finalmente le damos un baño, dejándolo, flotar mientras lo sostenemos, igualmente, opta por conocer, Ideas para vestir a un recién nacido.

Consejos y recomendaciones

Realizar el masaje Shantala todos los días como rutina, antes del baño o para dormir. Dicho masaje, es muy satisfactorio para el bebé, ya que sirve para demostrar tu cariño, calmándolo cuando este inquieto.

Conjuntamente, el masaje se debe evitar cuando el bebé tiene fiebre, gripe o tenga alguna infección, Enfermedades más frecuentes en los bebés. Se debe frotar las manos primero antes de tocar la piel del bebé. Busca un lugar acogedor con buena temperatura agradable y cálida.